Infecciones

Los pacientes que están recibiendo quimioterapia o radioterapia pueden correr riesgo de infección. El signo más frecuente de infección es la fiebre. Otros síntomas son:

  •  
  • Escalofríos o sudores
  • Tos, producción de moco, dificultad respiratoria o dolor al respirar
  • Dolor o hinchazón de la boca, úlceras o placas blancas en la boca o cambio de color de las encías
  • Dolor o escozor al orinar u olor de la orina
  • Enrojecimiento, dolor o hinchazón en cualquier zona de la piel
  • Enrojecimiento, dolor, hinchazón o drenaje por cualquier tubo que tenga (por ejemplo, catéter de Hickman, tubo en J o sonda urinaria)
  • Pus o secreción por un corte abierto o herida

 

 Prevención de las infecciones

La prevención de la transmisión de infecciones es básica para su salud. Es especialmente importante en un hospital, donde muchas personas están en contacto directo y donde se administran tratamientos contra el cáncer que pueden reducir la capacidad del organismo de combatir las infecciones. La forma más importante de prevenir la transmisión de infecciones consiste en un buen lavado de manos.

 

¿Hay una forma correcta de lavarse las manos?

Después de mojarlas, frótese las manos juntas con jabón durante 15 a 30 segundos y luego aclárelas bien con agua. La duración del lavado es importante. Cuanto más tiempo se lave, más suciedad y microorganismos se eliminarán.

Lávese las manos:

cuando estén sucias.

antes y después de estar en contacto con otro paciente, familiar o profesional de la salud.

antes de comer, beber y manipular alimentos.

después de manipular objetos sucios.

después de sonarse la nariz, estornudar e ir al servicio.

 

¿Qué otras formas hay de protegerme contra las infecciones?

  • Pregunte a los miembros del equipo sanitario si se han lavado adecuadamente las manos antes de verle.
  • No comparta artículos de cuidado personal, como platos, toallas, cremas, cepillos de dientes, etc.
  • Esté atento: tome parte activa en su propia asistencia o en la asistencia de su ser querido.
  • Pida a su médico o enfermera que hable con un dietista para obtener instrucciones especiales sobre la alimentación y la preparación de los alimentos.
  • No se toque la nariz, los ojos ni la boca con los dedos contaminados (sin lavar).
  • Evite a las personas con enfermedades infecciosas.
  • Evite a las personas con enfermedades respiratorias agudas (estornudos, tos, dolor de garganta). Cuando esto no sea posible, tanto usted como ellos deben llevar mascarilla hasta que desaparezcan los síntomas.
  • Use un limpiador de manos a base de alcohol anhidro cuando no disponga de jabón y agua.

 

¿Quién corre un mayor riesgo de infección?

Pacientes con cáncer que están recibiendo tratamiento

Pacientes con neutropenia (recuento bajo de glóbulos blancos)

Pacientes que se han sometido a un trasplante de células madre (TCM)

Pacientes con leucemia, linfoma y mieloma